Tengo un sueño. Coaching Teleológico

Post escrito por Hermínia Gomà en septiembre 11, 2011
Categorías del post: COACHING TELEOLÓGICO

 

 Tengo un sueño

 

El artículo de hoy es el trabajo de un compañero de equipo, Alex Fiol, con quien tengo el privilegio de colaborar y seguir aprendiendo, desde hace más de una década.

Como ya os he ido anunciando por otros post, desde la Escuela de Coaching Teleológico estamos desarrollando el programa de Especialista en ACT que consta de cuatro niveles (Developing, Experiencing, Mentoring y Researching). Para lograr el primer nivel, además de participar, experimentar y vivenciar los diferentes seminarios de las dos fases que componen el primer nivel (fase de recursos y fase de praxis) los participantes han de realizar un trabajo, en formato de articulo, sobre alguna de las herramientas, recursos, casos, debates o temas que se han abordado a lo largo de este I Nivel: Developing.

El artículo que os presento ha sido elaborado por este gran profesional, Alex Fiol,  que tan generosamente me ha permitido publicarlo y así, inspirarnos todos nosotros.

Alex Fiol

 

TENGO UN SUEÑO

Por: Alex Fiol Meszaros

 

 

En este artículo, quisiera hacer referencia a uno de los muchos ejercicios por parejas que realizamos en el segunda fase de la formación del primer nivel en A.C.T. y que, en mi caso, resultó especialmente revelador tanto en mi rol de coach como de coachee.

En el ejercicio, facilitado a través de preguntas muy bien estructuradas, se nos invita a hablar de nuestro sueño a fin de darle una forma definida y concreta que facilite su realización. Esto, en apariencia simple, resulta tremendamente movilizador ya que hablar de nuestro sueño representa, en el fondo, hablar de nuestros anhelos más profundos y de nuestro Ser más íntimo.

Quisiera destacar que ya de por sí, la palabra sueño, resulta hasta cierto punto engañosa, en el sentido de que  su significado más estricto hace referencia a ese mágico acontecimiento que tiene lugar, normalmente, en el período de descanso nocturno. El sueño es vivido como algo totalmente real; pero al despertar y tomar conciencia del estado de vigilia caemos en la cuenta de que ha sido sólo eso, un sueño.

Pero ¿qué ocurre con nuestros sueños despiertos? ¿qué ocurre con todo aquello que de pequeños soñábamos ser de mayores?

Tal vez por analogía, tendemos a descartarlos por imposibles, irrealizables, fantasiosos y poco realistas y si no lo hacemos nosotros ya se encarga nuestro entorno de recordarnos que dejemos de soñar y que tengamos “los pies en el suelo”.

La sesión de Coaching es un espacio seguro y de confianza donde, tal vez por primera vez, podemos hablar abiertamente y sin sentirnos juzgados de nuestro sueño. El coach, a través de preguntas, nos puede ayudar a definirlo y a creer en él a fin de superar todos los obstáculos que nos impiden realizarlo. Al fin y al cabo, qué mejor objetivo que hacer realidad aquello con lo que siempre hemos soñado

El Coaching Teleológico propone un modelo de intervención basado en el sentido último de nuestra existencia, tratando de que contestemos la gran pregunta ¿para qué?. Hablar de nuestro sueño puede ser un medio muy poderoso de conectar con este sentido último y puede ser el motor que inspire el deseo de hacer los cambios necesarios para conseguirlo.

Deseo que la lectura de este artículo os haya inspirado y pueda ser el inicio de una sabia y productiva reflexión.

¿Cuál es tu sueño?

Hermínia Gomà

11 de setiembre 2011

.